ADSL o Fibra: He aquí el dilema

En pleno despliegue de tecnología de Fibra por parte de los principales operadores es más probable encontrarte situaciones en las que dudes si contratar Fibra o ADSL o bien tengas dudas sobres ambas tecnologías.

 

Esta recurrente dicotomía de Hamlet se reedita hoy en día entre los usuarios de Internet a la hora de escoger una tecnología de acceso de última generación. A continuación te explicamos, de un modo no exhaustivo, ambas opciones para que puedas escoger qué alternativa se ajusta más a tus necesidades.

 

fiberoradsl

 

Es cierto que en determinadas ocasiones no se trata de una elección para el usuario, sino de la posibilidad de la conexión que puedas disponer en la dirección donde necesites contratar un servicio de acceso a Internet fijo. En el caso de Vodafone tienes disponible en su web esta Consulta de cobertura para comprobar tus opciones.

 

Sin embargo, la estrategia actual de despliegue de conexión de Internet fijo está basada, en gran medida, en la fibra. Esta circunstancia hace que en determinadas direcciones, cuando te planteas la posibilidad de contratar una conexión fija a Internet puedes tener la posibilidad de elegir entre Fibra o ADSL.

 

Ante este dilema de Fibra o ADSL te mostramos el siguiente cuadro en el que puedes comprobar las ventajas y posibilidades que te ofrece cada una de estas 2 posibilidades:

 

adslofibra_cuadro

 

Con este cuadro se pueden sacar conclusiones claras de las diferentes prestaciones y servicios que se ofrecen tanto con Fibra como con ADSL. Además no debes olvidar en tus conexiones fijas que es importante ser consciente de las velocidades contratadas y el disfrute de conectarlas a través de WiFi.

 

En la sección de Ayuda de Vodafone puedes comprobar información sencilla y clara relacionada con la Velocidad Real Contratada. Además también tienes disponible una información útil y valiosa acerca de cómo mejorar la calidad de tu conexión WiFi.

 

Pero una cosa son las prestaciones, posibilidades y características de cada acceso de Internet fijo y otras son las tuyas como usuario.

 

Para que puedas ver que tecnología se adapta mejor a tus necesidades, vamos a imaginar a dos usuarios con necesidades contrapuestas: Ana y Miguel:

 

editoravideo

 

  •  Ana vive en el centro de Málaga, de modo que en su caso el dilema cobra sentido: Trabaja como freelance, editando vídeos para una productora con sede en Londres.

 

En consecuencia cada día sube y baja varios cientos de megas de vídeo y, de vez en cuando, participa en una videoconferencia con el resto del equipo en la oficina central. En el caso de Ana, la fibra es la opción más inteligente, por varios motivos:

 

  1. Velocidad. Al enviar señales de luz, la fibra óptica permite altas velocidades (entre 50 y 300Mbps), tanto de bajada como de subida. Además, la fibra garantiza una velocidad regular e ininterrumpida que no siempre puede garantizar el par de cobre.
  2. Seguridad. Si, como Ana, estás buscando un uso profesional de la red, la fibra óptica es tu opción. Su conexión es más segura y fiable, y no puede ser interceptada de forma ilegítima.

 

picos_de_europa

 

  • En el otro extremo del mapa (y con otros requisitos y posibilidades de conexión) vive Miguel, que regenta una casa rural en los Picos de Europa. Al igual que Ana, Miguel hace un uso profesional de Internet (¡todas las reservas le llegan por correo electrónico y tiene que mantener actualizada la página web!), pero no tiene unos requisitos tan altos de velocidad y seguridad. En este caso la tecnología ADSL, que transmite señales eléctricas sobre los hilos de cobre en los que se basa la red telefónica tradicional, es la opción válida y ajustada a la necesidad de Miguel.

 

Seas de fibra o de ADSL, de ver películas en streaming o de los que se limitan a no parar de navegar, puedes encontrar una solución a medida.

 

Puedes consultar las diferentes posibilidades y oferta de Vodafone a través de su oferta comercial de Vodafone One.